Archivo por meses: junio 2021

Animando a leer con Harry Potter

Alba López Pérez

La animación a la lectura se entiende como “conjunto de actividades, técnicas y estrategias que persiguen la práctica de la lectura, aunque teniendo en el horizonte la meta de formar lectores activos, capaces de comprender mensajes diferentes y de relacionar una historia en su contexto” (Cerillo, 2005, p.103).

A continuación se presenta un proyecto educativo de animación a la lectura del libro Harry Potter y la Piedra Filosofal (1997), de J. K. Rowling, destinado a 5.º y 6.º de Primaria.

Inicialmente, se realizará una pequeña asamblea para presentar el libro que se va a leer, así como para permitir que el alumnado conozca, en términos generales, de qué trata y compartan sus posibles conocimientos sobre el mismo (si han visto las películas, si conocen a los personajes…).

Para motivar la lectura, los tres primeros capítulos se leerán de forma conjunta en el aula. A partir de ahí comenzaremos a realizar diferentes actividades y la lectura pasará a ser individual, marcándose un objetivo lector en un periodo determinado de tiempo, para que todos los alumnos vayan leyendo a la par.

Al finalizar el tercer capítulo llegarán unas cartas para cada alumno donde se les comunica su aceptación en el colegio Hogwarts de Magia y Hechicería. A partir de este momento, los alumnos empezarán a vivir en su propia piel los acontecimientos que vive el protagonista literario.

Con el desenlace del quinto capítulo realizaremos un taller de varitas mágicas. Para ello deberán coger tres papeles al azar depositados en una bolsa. Cada uno contendrá una característica de la varita (hecha de roble, con pelo de unicornio, escamas de dragón, etc.) y los alumnos deberán imaginar y crear su varita a partir de dicha descripción. No se busca un modelo de varita estándar similar al que aparece en las películas ya que la imaginación es la magia más poderosa.

Portada de Harry Potter y la piedra filosofal. Fuente: J. K. Rolling. Ilustración de Jim Kay. Edición de Salamandra.

Al igual que nuestros protagonistas, los alumnos también podrán conocer a qué casa de Hogwarts pertenecen, una vez terminado el capítulo siete. Llevaremos a cabo una ceremonia de iniciación, con sombrero seleccionador incluido, y cada alumno tendrá el privilegio de ser elegido para pertenecer a una de las cuatro casas existentes: Gryffindor, Hufflepuff, Ravenclaw y Slytherin. Esta división no será algo simbólico, sino que constituirá una forma de dividir al aula en cuatro grupos para realizar diferentes actividades a lo largo del curso, con las cuales podrán ganar puntos y competir por la Copa de las Casas, a final de curso.

Con la lectura del capítulo ocho, imitaremos en nuestro aula una exclusiva clase de pociones del profesor Snape. Se realizarán diferentes experimentos, cuya perfecta  consecución acarreará puntos para las casas de los alumnos.

Hogwarts no podría existir sin sus memorables partidos de Quidditch, un deporte donde los jugadores, subidos en sus escobar voladoras, deber introducir diferentes pelotas por unos aros, a la par que esquivan otras pelotas más agresivas e intentan atrapar la Snitch, la fugaz esfera que desencadena el final del partido. Nuestros alumnos no tienen nada que envidiar a los de Hogwarts y también podrán realizar entrenamientos y, finalmente, un partido de Quidditch, tras la lectura del capítulo nueve.

Durante los siguientes capítulos se irán realizando actividades relacionadas con las diferentes asignaturas impartidas en Hogwarts (hechizos, pociones, defensa contra las artes oscuras…) hasta llegar al capítulo final donde, al igual que nuestro trío de protagonistas, los alumnos tendrán que enfrentarse al villano de la historia. Para ello, tendremos preparado un Kahoot con diferentes preguntas sobre el libro, de forma que, cuantas más preguntas acierten, más se debilitará el antagonista hasta que los alumnos venzan.

Para finalizar, se decorará el aula de forma especial para celebrar la Copa de las Casas y se hará recuento de todos los puntos obtenidos por cada una de ellas para conocer cuál de las cuatro es la ganadora.

Bibliografía

Rowling, J.K. (1997). Harry Potter y la Piedra Filosofal. Barcelona: Editorial Salamandra.

Cerillo, P. (2005). La animación a la lectura desde edades tempranas. Idea La Mancha: Revista de Educación de Castilla-La Mancha, 1, 99-106.